Uncategorized

Todo sobre nuestros tornillos barraqueros

Tornillos barraqueros

Los barraqueros son tornillos equipados con una cabeza hexagonal y una rosca parcial. Estos tornillos están, en la mayor parte de los casos, hechos de acero galvanizado; de ahí que sean tan resistentes. Esta enorme resistencia que los caracteriza es el motivo por el cual los tornillos barraqueros se usan tan a menudo en la instalación de estructuras pesadas de madera; estructuras que los tornillos estándar no son capaces de sostener. Además, el tornillo barraquero es un accesorio ideal, en combinación con un taco de nylon, para fijar o anclar distintos materiales o elementos sobre superficies de piedra u hormigón.


¿Cuántos modelos de tornillos barraqueros puedo encontrar en Wovar?

En esta entrada de nuestro blog, te explicamos brevemente las características de 4 tipos distintos de tornillos barraqueros: galvanizados estándar, galvanizados por inmersión en caliente, barraqueros en acero inoxidable y barraqueros de cabeza doble.

La variante estándar galvanizada es la más popular entre nuestros clientes. La única desventaja de este modelo de tornillo barraquero es que, con el paso del tiempo, puede oxidarse; especialmente si la capa protectora de zinc sufre algún tipo de desperfecto durante el montaje.

El modelo de barraquero galvanizado por inmersión en caliente es básicamente la versión mejorada de la variante estándar galvanizada. Se trata de un modelo algo más grueso y también más fuerte que el anterior debido al hecho de que se sumergen durante un periodo de tiempo más largo en un baño de zinc. De ahí que esta variante también esté mejor protegida que la estándar frente a la oxidación. 

Si necesitas usar un tornillo barraquero para un proyecto de exterior, te recomendamos seleccionar la variante fabricada en acero inoxidable. Gracias al material del que están hechos son completamente inmunes al efecto corrosivo del óxido. Ten en cuenta, en cualquier caso, que el acero inoxidable no es tan resistente como el galvanizado y, por eso, no es la mejor opción para llevar a cabo instalaciones de estructuras pesadas.

Por último, los barraqueros de cabeza doble son tornillos de cabeza hexagonal a los que se ha añadido una práctica ranura torx de modo que el montaje sea lo más rápido, cómodo y eficiente posible. Además, este modelo es perfecto para montar y desmontar rápidamente las uniones entre tus vigas y tus postes de madera.

Ten en cuenta que en nuestra tienda online puedes encontrar estas cuatro variantes en muy distintos formatos. Así, puedes elegir entre tornillos barraqueros M6, M8, M10 y M12, con longitudes de entre 2 y 20 cm.


Las ventajas de un tornillo barraquero

Gracias al diseño hexagonal de su cabeza, el tornillo barraquero puede fijarse especialmente bien en la madera. Para ello, solo necesitas una llave inglesa, de tubo o de vaso. La garantía de una fijación sólida es lo que hace a este formato de tornillo tan popular a la hora de unir postes a sus anclajes, montar los conectores de pérgola o instalar goznes.

Perforación previa al atornillado


Siempre que se atornille un barraquero en una superficie de madera dura es aconsejable realizar una perforación previa. De este modo, se previene la posibilidad de que la madera se astille a la vez que se garantiza un atornillado eficiente. Para evitar que la perforación realizada sea demasiado grande y el tornillo pierda estabilidad, utiliza siempre una broca que sea 2 ó 3 mm más fina que el barraquero seleccionado para tu proyecto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.